News Column

Cómo Tratar con el IRS

June 11, 2010
IRS


Según Irma Treviño, vocera del IRS para el sur de Estados Unidos, "definitivamente el IRS es una entidad de puertas abiertas". Y de oídos también, a decir por las opciones que tienen los pequeños negocios de conectarse con el IRS marcando al teléfono gratuito 1800-829-4933, desde cualquier lugar del país.

Y es que los temas de impuestos, especialmente los relacionados con los negocios, no tienen horario ni fecha en el calendario. En cualquier momento le puede asaltar una inquietud. Si eso ocurre en horas que no son de oficina, para eso está la sección de pequeños negocios de la página de internet del IRS: http://www.irs.gov/espanol/content/0,,id=162902,00.html en donde puede encontrar información en español.

Aunque en muchos casos se recomienda la asesoría de un profesional en el área de impuestos, existen temas en los que basta conectarse con el IRS para recibir la atención y explicación que su negocio necesita, sin gastar un dólar y, muchas veces, sin moverse de su oficina. Además, siempre puede encontrar atención tanto en inglés, como en español.

"Tenemos toda la información que su empresa requiere para cumplir con las normas de impuestos", dice Treviño. En efecto, los pequeños empresarios tienen acceso a la información relacionada con su negocio y con las obligaciones tributarias, incluso antes del nacimiento de su empresa si se tiene en cuenta que en el IRS hay respuestas a preguntas como: ¿Qué tipo de información puedo obtener si soy dueño de un pequeño negocio? ¿Hay materiales disponibles en español que me puedan ayudar en el manejo de mi negocio? ¿Provee el IRS clases para dueños de pequeños negocios?

Vía internet, por teléfono o personalmente usted encontrará en el IRS todo lo que debe saber acerca del negocio. Si, por ejemplo, aún no sabe cuál es la estructura más adecuada para su empresa, el IRS le explica las diferencias, así como los pros y los contras de opciones como: Único propietario, Sociedad, Corporación y Compañías de Responsabilidad Limitada (Limited Liability Company –LLC-). Si usted ya decidió cuál es la estructura de su negocio, pero después se da cuenta de que otra forma le beneficia más, no hay problema porque el IRS le permite hacer los cambios que usted necesite.

En el mundo de los negocios la regla es estar informado. No importa que haya seguido el buen consejo de contratar a un especialista en materia de impuestos para que se encargue del asunto por usted. Pero, si usted sabe cuáles son sus obligaciones tributarias, como empresa o como contribuyente individual, podrá exigirle más a quien le maneja su empresa contablemente. Siempre tenga en cuenta que, aunque sea otro quien le prepare los formularios para presentar ante el IRS, es usted el que firma y, por lo tanto, la responsabilidad es suya.

Pero como errar es humano, y el IRS lo sabe, para eso las normas de impuestos crearon las correcciones. Lo único que debe hacer es ponerse en contacto de alguna de las maneras aquí mencionadas, busque la oficina más cercana y "ponga la cara, que nadie lo va a morder", como dicen las abuelitas. Los funcionarios del IRS analizarán con usted, y con su contador o preparador de impuestos si es que los tiene, cada documento que respalde los formularios presentados y, con seguridad, encontrarán la salida que más le favorezca, tanto a usted como al Tío Sam.

Sepa que ley de impuestos y sus normas subyacentes obligan al IRS a velar porque sus derechos como contribuyente jamás sean vulnerados. "Bajo ninguna circunstancia el IRS permitirá la discriminación por parte de sus empleados, concesionarios, contratistas o subcontratistas. NADIE será excluido de participar en ningún programa o actividad financiada por el IRS ni se le negarán sus beneficios ni será objeto de discriminación por razón de raza, color de piel, género, origen nacional, incapacidad, ni edad".

Como puede ver, no sólo no hay razón para temerle al IRS, sino que la entidad puede convertirse en su aliada para los negocios, aprovéchela.



Source: Impre


Story Tools